LAS HIJAS
DEL TELAR

Las mujeres se levantan antes de que el sol salga, encienden el fuego para comenzar a calentar sus alimentos, lavan el maíz que cocieron el día anterior para después mandar a la hija más grande a molerlo para hacer la masa de las tortillas y el pozól, alimentan a los animales, aves de corral y sus puercos.  Viven como vivieron sus padres y sus abuelos. Después del desayuno, las madres, hermanas e hijas se sientan en un círculo para empezar a tejer con el telar de cintura. Es una vida de familia muy tranquila, compartiendo la carga de trabajo y apoyándose una a otra con el cuidado de los infantes de manera colectiva y harmoniosa. Esta práctica diaria de tejido es esencial. La técnica se pasa de generación a generación; las madres enseñan a sus hijas a observar el mundo y bordarlo desde la infancia.

Las mujeres artesanas de Los Altos, Chiapas, orgullosas de su herencia, se reconocen y se fortalecen unas a otras a través de su trabajo, transformándolo en sinónimo de identidad y autoexpresión. Su trabajo es también una extensión de su legado familiar, su arte es aprendido a través de amor y tradición, una manera de aprender tan antigua como el tiempo.

 

 

Los hermosos textiles en nuestro catálogo emergen de las manos, las mentes y los corazones de estas artistas a medida que tejen cientos de años de tradición y sabiduría cosmológica indígena milenaria, expresando su personalidad y apreciación estética a través de figuras, colores y diseños, convirtiendo cada pieza textil en evidencia de su gran habilidad y simultáneamente en una obra de arte.

TODAS SOMOS IGUALES, NOS DISTINGUE NUESTRO BORDADO Y TEJIDO. eL ESPÍRITU DE MI HUIPIL ES QUIEN SOY. Las mujeres me reconocen por mi diseño.

- Ernestina, Artesana

EL HUIPIL

El huipil es la prenda de vestir más característica de las mujeres de Los Altos. Varían en silueta, forma y color de acuerdo con cada región. Para las artesanas, es un gran orgullo vestir huipiles hechos por ellas, además de tejer los huipiles de sus hijas. Es una pieza que representa gran valor y que conlleva el conocimiento de las primeras tejedoras además de las técnicas y variaciones que las mujeres de la familia han implementado a través de los años.

 

 

Las mujeres de la región se visten con huipil a diario; el uso que le dan a sus prendas de vestir ilustra su filosofía de cuidado y preservación de estas piezas ya que representan sus raíces y tradiciones familiares. El huipil contiene los detalles de las manos creativas que, de manera cuidadosa e intencional, hilo por hilo, fueron tejiendo hasta que la forma final del huipil se completó. Es por eso que esta prenda es eterna y su duración no se determina por las tendencias de moda como las entendemos. Es un ejemplo de las habilidades manuales y creativas de las mujeres que dedican su vida al arte de tejer.

LAS MUJERES VAMOS HILANDO LA VIDA COMO ME ENSEÑÓ MI MAMÁ, QUE APRENDIÓ DE SU ABUELA, QUE APRENDIÓ DE LAS PRIMERAS TEJEDORAS...

- Claudia, Artesana

LEKIL KUXLEJAL

Las mujeres artesanas de Los Altos de Chiapas estructuran su vida alrededor de un entendimiento del tiempo, su comunidad y el medio ambiente muy particular. La manera en que se relacionan a los materiales, la manera personal y familiar en que que cocinan, fabrican herramientas y hasta ropa, son todos aspectos de su vida cotidiana y reflejan una armonía basada en la tradición que estas comunidades han forjado al profundizar su conexión con la naturaleza. Todos estos son ejemplos del orgullo familiar en el trabajo manual aprendido de generación a generación que usan para ganarse la vida y dejar un legado atrás. 

Lekil Kuxlejal significa “armonía de la vida” en Tseltal. Esta expresión habla de una filosofía de vida en Los Altos de Chiapas y principalmente de un ideal de paz, flujo y unión. Fomenta la práctica diaria de auto-desarrollo para el crecimiento de la comunidad. La unión como un principio de orden, solidaridad y un sentido de vitalidad y bienestar basado en la igualdad y la preservación de la armonía cotidiana.  

En Los Altos, la Milpa es sagrada, es la fuente de comida principal para las comunidades que allí viven y proporciona la energía que hace Lekil Kuxlejal posible. Los sabios mayores dicen que “tienes que llevar a los niños a la milpa para que aprendan” para que así puedan “entrar en contacto con sus madres-padres naturales”. 

Si algo ha mantenido Lekil Kuxlejal vivo, es la memoria. Para las comunidades de Los Altos de Chiapas no hay nada más importante que preservar la historia de su gente ya que esta es la única manera que tienen de mantener sus raíces vivas y en el presente.

LOS ALTOS DE
CHIAPAS

Los Altos de Chiapas es una región localizada en el estado de Chiapas al sur de México. Es conocido como el camino al cielo o el lugar de las estrellas debido a las vistas cautivadoras que cuelgan por encima de los bosques altos de La Sierra de Chiapas. Es un área habitada primariamente por varios grupos indígenas, como los Tseltal, Tsotsil, Ch’ol, y Zoque entre otros. El centro regional de esta área es San Cristóbal de las Casas.